28 jul. 2011

Contra el poder divo, el pueblo subversivo

LQSomos. Cristina Calandre Hoenigsfeld. Julio de 2011.

Este título podría parecer exagerado, pero se adapta bien   al caso del  galardón “sello patrimonio europeo”, en donde ha tenido que ser la presión popular, a través de una participación en una consulta realizada hace unos años, la que consiguió que el Parlamento Europeo, se enfrentara a la todo poderosa Comisión.


Vamos a dar  breve recordatorio, de como se ha gestado este sello, totalmente oculto a la opinión pública,  un invento de la democracia cristiana europea, muy apoyada por el Opus Dei de España.

Definir la “identidad europea” es de por si muy difícil y ese empeño en   que los europeos tengan este sentimiento de pertenecer a un mismo proyecto, no es  inocuo, tiene un fondo,  y se trata que haya un soporte de este tipo para  hacer mas “digerible” el euro, y que los ciudadanos europeos, acepten el este  euro que tantas desgracias están acarreando a los países más débiles. Así podemos ver que el Reino Unido no ha entrado en dicho galardón, pues tampoco esta en el euro.

El 20 de Julio del 2011 ha sido publicado la propuesta de la Comisión  Europea  al Parlamento Europeo (PE) sobre la creación por la UE de un “Sello Patrimonio Europeo”
Entre los antecedentes indican los siguientes:

11 de marzo del 2010: Fecha de trasmisión de la propuesta al PE y al Consejo
9 de junio del 2010: Fecha del dictamen   del Comité de las Regiones
16 de diciembre del 2010: Fecha del dictamen del PE en primera lecturas
19 de julio del 2011: Fecha de adopción de la posición del Consejo

 El hito fundamental de este proceso podemos situarlo en el día 16 de diciembre del 2010, en donde se aprueba en sesión plenaria del Parlamento Europeo con 497 votos a favor, 18 en contra y 41 abstenciones, la creación de un Sello Patrimonio Europeo. Dos años duraron las negociaciones, que habían comenzado en diciembre del 2008, pues desde un principio la Comisión  pretendió  que se convalidarán a las candidaturas que ya tenía dicho galardón (versión llamada intergubernamental), pero al final ganó el PE, con su propuesta de que se tenía que convalidar, según las nuevas reglas de procedimiento.

Seguidamente se explican los objetivos generales del sello de Patrimonio Europeo “…basados en valores compartidos y elementos de historia y de patrimonio cultural europeos…”

Posteriormente, entre los principales puntos negociados y acordados entre las tres instituciones (Comisión, Consejo y Parlamento Europeo), nos dice:

 En el texto se mantienen  las disposiciones transitorias que se aplicarán, en particular, a los parajes a los que ya se había adjudicado el sello en la anterior iniciativa intergubernamental. No obstante, se simplificaron y se declaró más claramente que, durante este periodo, los parajes se evaluarán sobre la base de los criterios de la nueva iniciativa y seguirán el mismo procedimiento que los demás parajes…”

 Desde que en el 2007 se creara este galardón,(lo que ellos llaman intergubernamental) en Granada, 64 lugares de 17 Estados  miembros y Suiza han sido premiados, y muestran una placa desde entonces en sus edificios. Pero con esta nueva directiva ya a punto de ser ratificada por el pleno del PE, a propuesta de la Comisión y el Consejo, dichos lugares  estarán obligados a “revalidar” su título, en base a los nuevos criterios, dado que en su concesión anterior, dicen que no hubo supervisión por parte de la UE (aunque el logo es claramente comunitario, como ya he denunciado sucesivamente). La mayoría de los lugares tienen relación con la religión cristiana (católica y protestante), y el anticomunismo, dejando fuera de lo que se entiende por “identidad europea” a la cultura judía, que tan importante fue para Europa, y tampoco aparecen casi lugares relacionados con la cultura laica, tan arraigada en Europa.

 En marzo del 2007 se le otorgará a la Residencia de Estudiantes, calle Pinar 21, el galardón “sello patrimonio europeo” junto al Archivo de la Corona de Aragón, el Monasterio de Yuste y Cabo de  Finisterre. El  Príncipe Felipe de Borbón, en sus discursos que da como  Presidente de Honor del Patronato Residencia de Estudiantes,  hace alabanzas de este tipo:

En el discurso del 18 de diciembre del 2007  dice:

“…como  la Directora  ha expuesto  con razón… en su etapa actual nuestra Residencia ha sabido recuperar  aquella tradición… Así ha  venido a confirmarlo el “sello Patrimonio Europeo” que la Residencia ha recibido este año… una distinción que nos llena de alegría… de esta manera queda mejor integrada en el patrimonio cultural europeo…”

Posteriormente, con motivo del Centenario de la creación de la Residencia (1910-2010),  en su discurso del 1 de octubre del 2010 dijo:

“…En efecto recordemos que en el 2007 la Residencia recibió merecidamente el valioso Sello patrimonio europeo…”

Mucho han intrigado los responsables de la Residencia, Alicia Gómez Navarro y José García Velasco (en ese momento un alto cargo del Mº de Cultura), junto a Mercedes Cabrera Calvo Sotelo (Presidenta de Amigos de la Residencia) para  conseguir que fuera esta seleccionada entre otros 19  candidatos, por el Ministerio de Cultura, en el 2007, ocultado para ello todo lo que tuviera que ver con la verdadera historia del lugar, que si bien es verdad , se merecería el galardón ,  por su estrecha relación que tuvo desde el principio con Europa , principalmente a través de sus científicos,  obviaron todo lo que tuviera que ver con el periodo de la Guerra de España (1936-1939) y la hermosa labor en defensa de la República que se llevó a cabo desde el Hospital de Carabineros, que dirigió mi abuelo el Dr. Luís Calandre Ibáñez, y en donde se curaron a miles de milicianos infectados de malaria.

 Además , no contentos con ocultar esa parte de la historia antifascista y europea del lugar, no incluyeron el refugio antiaéreo que se encuentra debajo, y que ellos, los responsables anteriormente indicados,  han medio destruido, a pesar de que esos edificios tienen la máxima protección , como Bien de Interés Cultural. Pero  los tres en vez de ser expulsados, fueron condecorados con la Gran Cruz de la Orden Civil de Alfonso X el Sabio, por  Real Decreto  91/2011 de 21 de Enero del 2011, justo después que se aprobara por el Parlamento Europeo  el 16 de diciembre del 2010, que los anteriores lugares premiados (como la Residencia de Estudiantes) tenían que pasar una convalidación.  Les estaba el “poder” blindando para cuando tuvieran que dar cuenta de lo que habían estado haciendo con  la historia republicana y sus vestigios arqueológicos, durante los más de 20 años que han estado al frente del cuidado de dicha institución, se sintieran bien apoyados, pues al fin y al cabo, lo que había estado haciendo, era del agrado de sus jefes.    

Lo que ya no sabemos, es si este nuevo “Sello Patrimonio Europeo”, va a servir de algo a la Europa de los ciudadanos, o simplemente es otro eslabón más para  la Europa del capital. Dependerá de nosotros que así no sea, haciendo un seguimiento  del desarrollo de este proyecto, como hemos venido haciendo hasta ahora, para que no lo utilicen los de siempre, para su beneficio, puesto que va a ser financiado por dinero público, tanto nacional  como  comunitario. 


Otras notas de la autora:

Victoria a la impunidad

 

Bombardeos fascistas a los hospitales y maternidades de Madrid, un recuerdo, 75 años después

 

Las élites del poder controlan el Diccionario Biográfico Español

 

Gonzalo Anes y la destrucción del Patrimonio Histórico

 


Para unos beatificación, para otros cárcel


El vandalismo y la manipulación histórica de la Junta para Ampliación de Estudios tienen premio


Los químicos franquistas Albareda y Rocasolano, en el año internacional de la química