28 ago. 2011

4º Encuentro Sindical Nuestra América debate sobre el rol del movimiento sindical

LQSomos. Giorgio Trucchi*. Agosto de 2011.

Profundizar en la conciencia política del movimiento sindical americano.

Este jueves (25/8) se inauguró en Managua, Nicaragua, el 4º Encuentro Sindical Nuestra América (ESNA). 



Principal objetivo de los más de 300 delegados de 134 organizaciones provenientes de 23 países del continente será "avanzar y profundizar en la conciencia política del movimiento sindical latinoamericanos" y , al mismo tiempo, "hacer un balance de los avances logrados y las deficiencias que aún existen, y que habrá que corregir sin alarmarse", dijo Juan Castillo, coordinador del ESNA.

Castillo explicó que ese Encuentro tratará también de hacer un análisis profundo de la coyuntura política en América y el mundo, para ir definiendo "cuál es hoy el papel y el reto de la clase obrera internacional organizada".

Por eso, el 4º ESNA es un espacio que busca "construir la unidad en acción de todos los trabajadores y trabajadoras por encima de las idiologías y sus afiliaciones, con un compromiso muy fuerte con los procesos políticos de avanzada en nuestra América", afirmó Castillo.

El coordinador del evento recordó también la importancia de seguir analizando la relación entre sindicalismo y política. "Recordemos que en 2005, durante el Foro Social Mundial, los presidentes Hugo Chávez, Luiz Inácio Lula da Silva y Evo Morales llamaron a forjar un nuevo tipo de movimiento sindical, pidiendo que no los dejáramos solos.

Los sindicatos, las centrales y el trabajador organizado - continuó Castillo - no deben ser un mero espectador de los procesos políticos y de los cambios sociales, sino que tenemos que estar involucrados e integrados en la que es una verdadera disputa con la clase dominante", aseveró el también dirigente del PIT-CNT de Uruguay.

El tema de la relación entre política y sindicalismo ha estado al centro de la discusión en los últimos años. "No hay que tenerle temor, porque hemos aprendido a confiar cada vez más en nuestra clase obrera. Sin embargo, hay que tener extremo cuidado".

El involucramiento del movimiento sindical en estos procesos políticos "no quiere decir quedar supeditados a los mandatos de los gobiernos o partidos políticos. Son cosas distintas. Estoy convencido de que los trabajadores y sus organizaciones deben estar cada día más politizados, pero menos partirizados", afirmó Castillo.

Durante dos días, los delegados se dividirán en tres mesas de trabajo, abordando temas fundamentales como la tercerización. "Tenemos que seguir trabajando para que el trabajador y la trabajadora tomen cada vez más conciencia de que debemos estudiar, aprender, investigar y perfeccionarnos, para lograr cambiar las correlación de fuerza y así eliminar fenómenos como la tercerización, que no es más que un grado superior de la explotación de la clase obrera".

Finalmente, Castillo informó que se profundizarán algunos de los compromisos concretos asumidos por el ESNA, tal como la recolección de firmas a nivel internacional contra  las bases militares de Estados Unidos en América Latina, y la propuesta hecha el día de ayer (25/8) por el fundador del FSLN (Frente Sandinista para la Liberación Nacional), Tomás Borge, a favor de los cinco antiterroristas cubanos encarcelados injustamente en Estados Unidos.

GALERÍA FOTOGRÁFICA